lunes, 5 de noviembre de 2012

LA MENTIRA DE LAS COFRADIAS

A todos los que luchan por perpetuarse
y ver sus nombres escritos con letras de oro,
desde el báculo a la vara,
pasando por el martillo y el costal.

8 comentarios:

nefer dijo...

Sólo el menospreciado capirotero
continúa viviendo la Semana Santa
con la ilusión y pureza de un niño, que no entiende de nada más que de su dia grande en la calle,
con el único anhelo de
estar cada vez más cerca de EL o de ELLA.

Pd.: Algún día hablaremos de las diferentes tácticas utilizadas para aparecer de improviso en el último tramo.

1BESO.

chico dijo...

Bien trabajao nefer, me gusta y mucho la reflexion

chico dijo...

Bien trabajao nefer, me gusta y mucho la reflexion

chico dijo...

Bien trabajao nefer, me gusta y mucho la reflexion

ROMANILLA dijo...

Chico deja de jugar a los marcianitos con el raton miarmaaaaaaaaaaaa

1BESO

de garcía y zapata dijo...

Cuanta verdad nefer, cuanta verdad.

Anónimo dijo...

Chiquillo que profundo.

chico dijo...

Que meliao que meliao